Tuesday, June 28, 2011

"Insubordinación mediática" (La Jornada, 28 de junio, 2011)

Desde hace cuatro años los principales medios electrónicos no han escatimado esfuerzos en su búsqueda por echar abajo la prohibición de la compra de propaganda en radio y televisión incluida en la reforma electoral de 2007. El berrinche de la Cámara de la Industria de la Radio y la Televisión (CIRT) por las reformas a los reglamentos del Instituto Federal Electoral (IFE) es apenas el más reciente en una serie de actos de insubordinación que buscan enrarecer el clima de las elecciones de 2012.

Todos recordarán cómo destacados locutores, periodistas y dueños de las empresas dominantes de radio y televisión tomaron el Senado mientras se discutía la reforma electoral en septiembre de 2007. Posteriormente, la CIRT de repente decidió reivindicar de manera cínica los mecanismos de democracia directa al llamar a un referendo nacional con el fin de derogar la reforma. Después, las principales televisoras desafiaron abiertamente a las instituciones electorales al negarse a recibir los promocionales de parte del IFE e incluso interrumpir a partidos de futbol con los mensajes de los partidos políticos, con el fin de generar un repudio social en contra de la reforma electoral.

Al ver que estas estrategias de choque frontal no les funcionaban, los medios electrónicos y los empresarios más poderosos del país decidieron impugnar la reforma utilizando todas las vías legales a su alcance. En los años recientes se han presentado cientos de amparos en contra de todos los aspectos de la reforma electoral, desde el artículo 41 constitucional hasta las disposiciones claves del Código Federal de Instituciones y Procedimientos Electorales (Cofipe), los reglamentos correspondientes y las frecuentes multas del IFE a los medios. Si bien los demandantes han ganado algunas decisiones en las primeras instancias judiciales, todas las sentencias de las instancias superiores han ratificado la legalidad del sistema de regulación estricta de los medios en materia electoral...
ARTÍCULO COMPLETO DISPONIBLE EN LA JORNADA

Monday, June 27, 2011

"La ciudadanía quiere más" (La Jornada, 27 de junio, 2011)

Sicilia y Calderón/Foto: José Carlo González, jornada.com
No hay duda de que el encuentro entre Javier Sicilia y Felipe Calderón este jueves en el Castillo de Chapultepec fue sumamente poderoso en el plano emocional. Conmovieron las lágrimas de María Elena Herrera, emocionaron las palabras de Salvador Campanur e indignó la cerrazón del Presidente. Algunas víctimas efectivamente se visibilizaron y los funcionarios federales tuvieron que pasar un par de tragos amargos al escuchar los señalamientos provenientes del otro lado de la mesa.

Sin embargo, el trago más amargo fue para los ciudadanos, al percatarse de que tres cansados meses de movilizaciones, caravanas, reuniones y denuncias terminaron en un mero espectáculo mediático armado para que Calderón demostrara su supuesta compasión por las víctimas y exigiera a la sociedad que lo deje trabajar en paz. Tal como han señalado algunos analistas, el enorme entusiasmo y satisfacción del presidente con el encuentro no es ni gratuito ni exagerado.

Definitivamente, esta reunión en Chapultepec fue menos exitosa que el acto de firma del Acuerdo Nacional por la Seguridad, la Justicia y la Legalidad del 21 de agosto de 2008. En aquella reunión en Palacio Nacional las víctimas también hablaron con claridad y contundencia. Allí el empresario Alejandro Martí lanzó su poderosa exigencia: Si no pueden, renuncien, pero no sigan... recibiendo un sueldo por no hacer nada, que eso también es corrupción.

Al contrario de entonces, este 23 de junio las víctimas no responsabilizaron a nadie por su desgracia ni condicionaron su respaldo al gobierno en turno a la entrega de resultados concretos. En lugar de presionar a Calderón y obligarlo a cumplir, se le abrió la perfecta escotilla de salvamento para eludir su responsabilidad echando la culpa al Poder Judicial, el Congreso de la Unión, a los gobiernos de las entidades federativas y a los mismos criminales...
 
TEXTO COMPLETO DEL ARTÍCULO DISPONIBLE EN LA JORNADA

Wednesday, June 22, 2011

"Del consuelo a la resistencia" (Revista Proceso, 19 de junio de 2011)

La Caravana por la Paz encabezada por Sicilia
El pasado 10 de junio algo mágico ocurrió en Ciudad Juárez. Inspirados por la visita de Javier Sicilia a esta dolida y atormentada ciudad, una amplia diversidad de víctimas, defensores de derechos humanos, jóvenes, mujeres, intelectuales y activistas tomaron la decisión de sentar las bases para una refundación de la República. Todos ellos lograron traducir su dolor y coraje en propuestas y acciones concretas encaminadas a transformar de raíz el sistema de opresión, corrupción y marginación que es la causa originaria de los 40 mil muertos de la “guerra” de Felipe Calderón. En lugar de quedarse únicamente con la valiosa e imprescindible demanda de justicia ante los muertos, cuya búsqueda diariamente les quema el pecho, mostraron la generosidad de también promover cambios en la estructura social, económica y política que ha hecho posible la injusticia que hoy todos padecemos.

No han faltado las voces que en los últimos días hayan querido descalificar este acontecimiento, y llaman a Sicilia a controlar y encauzar el emergente movimiento para que se enfoque exclusivamente en el tema de la seguridad pública y la resolución judicial de casos concretos. Ricardo Alemán escribe que “un grupo de vividores de la política” “chamaquearon” a Sicilia al “secuestrar” las mesas de discusión en Juárez. Federico Reyes Heroles lamenta que “la pureza de un discurso ciudadano emanado del dolor” fuera corrompido cuando “los ultras –siempre al acecho– colaron sus provocaciones”.

De acuerdo con este punto de vista, las víctimas son “puros” cuando nos conmueven con sus lágrimas y los podemos “apoyar” de manera paternalista. Pero cuando estas víctimas levantan la voz para convertirse en actores de la arena pública y exigir un cambio en la política nacional, súbitamente se transforman en “peligros” para la estabilidad política y el desarrollo social. En lugar de asustarse por este empoderamiento de los de abajo, habría que celebrarlo y hacer todo lo posible para facilitar su florecimiento. Al parecer, el mismo Sicilia tiene esto claro y seguramente no se dejará llevar por el canto de las sirenas que lo quiere ver frenando el movimiento que él mismo ha auspiciado.

Algunos de los puntos más importantes que fueron acordados en las mesas de discusión de Juárez (ver documento en: http://www.cencos.org/node/27032), y que generan mayor escozor a los críticos, incluyen, por ejemplo, la exigencia de cancelar la Iniciativa Mérida y toda “asesoría policiaco-militar” de Estados Unidos; la demanda del regreso inmediato del Ejército a los cuarteles; la petición de someter a juicio político a Calderón, Genaro García Luna y Javier Lozano; la exigencia de esclarecer los orígenes de las fortunas de Carlos Salinas, Ernesto Zedillo, Vicente Fox y Elba Esther Gordillo; la posición a favor de las candidaturas ciudadanas y la revocación de mandato; la exigencia de democratizar y contar con espacios para la sociedad en los medios de comunicación electrónicos; el rechazo total a la reforma laboral y a la Ley de Seguridad Nacional, y la cancelación de las concesiones mineras a empresas corruptas e irresponsables...
ARTÍCULO COMPLETO DISPONIBLE EN REVISTA PROCESO

Monday, June 13, 2011

"La redada nacional" (La Jornada, 13 de junio de 2011)

Banderazo para el operativo CONAGO1/Marco Peláez, jornada.com
Trescientos 10 mil policías estatales saldrán a las calles esta semana para detener a quien encuentren en su camino, con tal de aparentar que cumplen con su trabajo. Desde anoche a las cero horas hasta el próximo domingo 19 de junio, se llevará a cabo un megaoperativo organizado por la Conferencia Nacional de Gobernadores (Conago) en el cual, ante la presión por entregar resultados inmediatos, se revisará e interrogará indiscriminadamente a miles de ciudadanos inocentes y se allanarán cientos de domicilios, en franca violación al artículo 16 constitucional. Más que un operativo, esto será una redada nacional.

Marcelo Ebrard, presidente en turno de la Conago, anunció esta acción como una señal de unidad entre los 32 mandatarios locales, ya que independientemente de nuestro origen, trayectoria y aspiraciones políticas, estamos trabajando por la seguridad. Tiene razón el jefe de Gobierno. Con acciones como éstas, Ebrard demuestra que él en particular, y la izquierda en general, no ofrecen nada distinto a los otros partidos políticos en cuanto a estrategias para combatir la delincuencia.

No es gratuito, por ejemplo, que Ebrard haya emitido su grandilocuente mensaje acompañado del gobernador de Chihuahua, César Duarte, un político priísta que ha demostrado ínfimos resultados en materia de seguridad pública, así como nula sensibilidad social. Del mismo modo en que Felipe Calderón ha querido combatir el narcotráfico con vistosos “operativos conjuntos” y estrategias mediáticas, hoy los titulares de las entidades federativas emulan al maestro.

Oficialmente el operativo busca detener el robo de vehículos, a transporte y a pasajeros; desalentar la comercialización de autopartes robadas; recuperar automotores con reporte de robo en todo el país; combatir el secuestro; detener a los probables responsables que tengan pendiente el cumplimiento de una orden judicial; desarticular bandas criminales y verificar los carros con vidrios polarizados o sin placas en toda la República. Estos delitos aparentemente representan entre 65 por ciento y 70 por ciento de los actos delictivos que afectan a la ciudadanía y son parte del catálogo de delitos de alto impacto social, aprobado por la Conago en febrero de 2010.
TEXTO COMPLETO DEL ARTICULO DISPONIBLE EN LA JORNADA

Saturday, June 11, 2011

"Caso Hank Rhon: minar al PRI" (Entrevista in extenso, Revista Siempre, 12 de junio de 2011)

John M. Ackerman/Revista Siempre
El presidente Felipe Calderón tiene bajo la lupa nombres para emprender una persecución legal contra priístas reconocidos, a fin de recuperar credibilidad e impulsar a los candidatos panistas en las elecciones locales y rumbo al 2012.

Esta es la lectura política en la que coinciden algunos analistas. Pero, ¿por qué nuestra procuración de justicia primero detiene y luego arma el expediente? Ya es algo normal: en México primero se arraiga a los presuntos culpables y luego se les investiga.

¿Dónde están los “peces gordos” que prometió el contralor Francisco Barrio en tiempos de Vicente Fox? Calderón en su campaña presidencial se comprometió llevar a la justicia a los corruptos, llegó a Los Pinos y se le olvidó. ¿Y Martha Sahagún y su familia?

Para John Ackerman, investigador del Instituto el Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM, el caso más reciente de Jorge Hank Rhon, capturado en su casa de Tijuana el sábado en la madrugada por el ejército, es un reflejo de las prácticas históricas que el Estado mexicano ha aplicado contra sus adversarios políticos...

ENTREVISTA COMPLETA DISPONIBLE EN REVISTA SIEMPRE

Wednesday, June 8, 2011

"Instituciones electorales a debate: ¿Crisis de confianza y legalidad?" (IIJ-UNAM, 9 de junio de 2011, 9-15 Hrs.)


Jueves 9 de junio de 2011
9:00 a 15:00 hrs
ENTRADA LIBRE
Coordinadores:
John M. Ackerman/Lorenzo Córdova
9:30 MESA I: INSTITUTO FEDERAL ELECTORAL
John M. Ackerman
Javier Corral
Alfredo Figueroa
Eduardo Huchim
Javier Patiño Camarena
Moderador: Lorenzo Córdova

11:30 PRESENTACION DEL LIBRO:“ELECCIONES 2012: EN BUSCA DE EQUIDAD Y LEGALIDAD”
Flavio Galván
Benito Nacif

12:30 MESA II:
TRIBUNAL ELECTORAL DEL PODER
JUDICIAL DE LA FEDERACIÓN
César Astudillo
Jaime Cárdenas
Lorenzo Córdova
Manuel González Oropeza
Enrique Ochoa
Moderador: John M. Ackerman


S E D E:
Auditorio “Dr. Héctor Fix-Zamudio”

Instituto de Investigaciones Jurídicas
Circuito Maestro Mario de la Cueva s/n, Ciudad de la Investigación en Humanidades,
Ciudad Universitaria, Coyoacán, 04510 México, D. F.
Informes: 5622 7474 exts 1735 y 1768, Fax: 5665 3344
difiij@servidor.unam.mx        www.juridicas.unam.mx


VISITE NUESTRA VIDEOTECA JURÍDICA VIRTUAL, En ella encontrará nuestras actividades académicas
(Seminarios, Congresos, Mesas Redondas, Coloquios, Conferencias, etc)EN VIDEO Y SIN COSTOhttp://www.juridicas.unam.mx/vjv/


Tuesday, June 7, 2011

"Un Cordero 'clasemediero'" (Revista Proceso, 5 de junio de 2011)

De acuerdo con Felipe Calderón y su candidato “destapado”, México es ya un país de “clases medias” que avanza con paso firme hacia la modernidad y el progreso. Ni Calderón ni Ernesto Cordero se cansan de repetir este falso mantra, sobre todo cuando viajan al extranjero o se reúnen con empresarios. La semana pasada, el secretario de Hacienda declaró ante la Coparmex que nuestro país “viene a consolidar clases medias como hace tiempo no lo lograba”. Esta nueva ocurrencia no desentona con aquella otra torpe declaración de que las familias mexicanas con tan sólo 6 mil pesos pueden vivir cómodamente porque “tienen crédito para una vivienda, tienen crédito para un coche, se dan tiempo de mandar a sus hijos a una escuela privada y están pagando las colegiaturas”.

Pero ni Calderón ni Cordero han inventado el agua tibia, sino que no hacen más que repetir las teorías de escritores como Héctor Aguilar Camín, Jorge Castañeda, Luis Rubio y Luis de la Calle, quienes desde hace mucho tiempo se han dedicado a promover precisamente la idea de un México “clasemediero”. Los últimos dos incluso han publicado recientemente un libro que lleva esta expresión en su título.

El argumento principal de estos intelectuales es que la creciente urbanización y la mayor disponibilidad de bienes y servicios básicos como agua potable, drenaje, electrodomésticos, televisión, casa-habitación propia, escuelas privadas, celular e internet están construyendo una sociedad con valores “clasemedieros” más conservadores que aquellos ideales “revolucionarios” que predominaban en el pasado. Antes, los pobres y los excluidos luchaban para transformar la estructura social de raíz. Pero hoy, de acuerdo con estos discutibles postulados, los mexicanos solamente buscarían tener mayor “movilidad social” para poder acceder a los “placeres” de la clase media. El corolario es que una vez que los ciudadanos logran tener acceso a estos bienes y servicios, inmediatamente asumen una actitud profundamente conservadora y defienden su pequeña propiedad en contra de cualquier posibilidad de cambio político o económico.

Rubio y De la Calle celebran este supuesto cambio cultural: “No hay duda alguna de que una parte muy significativa de la población se siente de clase media y quiere proteger esa condición que tanto esfuerzo le costó alcanzar”. Estas personas tienen “un sentido de propiedad, pertenencia y derecho a preservarlo” y, por lo tanto, “su actitud política se inclina a ser conservadora y rechaza cualquier alternativa que pudiera alterar su seguridad”.

Los escritores señalan como una tendencia particularmente positiva el hecho de que cada vez más mexicanos ponen nombres extranjeros a sus hijos y los envían a escuelas particulares con nombres foráneos, ya que esto evidencia su “aspiración de movilidad social”. Los autores también celebran el “fenómeno Walmart” que supuestamente ha “reducido el precio de alimentos, ropa y calzado”, así como la tendencia para que “la sociedad mexicana se asemeje a las sociedades desarrolladas”.

En un evidente eco del proyecto totalitario de la Iniciativa México, dicen que necesitamos un radical cambio de actitud: “Los mexicanos con frecuencia ven el futuro con temor y se imaginan catástrofes y dificultades”. Sin embargo, según los autores, “la realidad objetiva contradice este conjunto de percepciones: hoy resulta innegable la posibilidad del progreso individual y familiar, sea a través de la acumulación de capital humano, la participación en actividades empresariales –incluidas las informales– y la emigración”.

Es aquí donde queda claro que lo que realmente importa a los autores no es la posibilidad de un verdadero desarrollo económico o acabar con la pobreza en la que subsisten por lo menos 50 millones de mexicanos, sino simplemente la multiplicación de válvulas de escape, como la emigración o el trabajo informal, que resuelven algunas necesidades básicas en el corto plazo y así pacifican a la población ante una situación de crisis generalizada.

El proyecto “clasemediero” que Calderón y Cordero asumen como propio no es una propuesta de desarrollo social, sino una iniciativa eminentemente política e ideológica. Su objetivo principal es moldear el país a imagen y semejanza de naciones supuestamente “desarrolladas”, como Estados Unidos, y rechazar el legado de importantes luchas sociales, iniciativas colectivas y pensamiento crítico que distingue a la historia mexicana.

La naturaleza ideológica de este planteamiento queda desnuda cuando Rubio y De la Calle aclaran que ser “clasemediero” de ninguna manera implica disponer de una cómoda situación económica: “Los integrantes de la clase media pueden tener ingresos desde unos cuantos salarios mínimos por hogar hasta varias decenas del mismo indicador”. Es decir, los pobres también pueden ser de la “clase media”, siempre y cuando “actúen” como integrantes de ésta y entren al juego del consumismo individualista y privatizador impuesto por el vecino del norte. Desde este punto de vista, lo que realmente importa para el futuro del país no sería atender los graves desequilibrios sociales y económicos, sino simplemente educar a los mexicanos para que tengan una “visión positiva del mundo” y una “disposición a disfrutar la vida más allá de lo cotidiano”, de modo que ya no se quejen tanto de la inefectividad gubernamental o los privilegios de los poderes fácticos.

Al final de su discurso ante la Coparmex, Cordero tuvo un momento de lucidez: “Si logramos hacer lo que tenemos que hacer en los próximos años, México, sin ninguna duda, va a ser muy diferente dentro de cinco años de lo que es ahora”.  Lo que se le olvidó comentar al aspirante presidencial es que hoy mismo también estaríamos en una situación “muy diferente” si los gobiernos del PAN hubieran hecho “lo que tenían que haber hecho” durante los últimos 10 años de “transición” democrática.

Ya es hora de dejar de culpar al pueblo mexicano por la desgracia en que se encuentra el país. El desastre nacional en materia de seguridad, corrupción, impunidad, salud y educación no se debe a las actitudes supuestamente “atrasadas” de los ciudadanos, sino al elitismo, malinchismo y complicidad de nuestros gobernantes y sus intelectuales orgánicos*

Friday, June 3, 2011

“1 MINUTO X NO + SANGRE” (Lunes, 6 de junio, 9:45 hrs.)


BOLETÍN DE PRENSA

Frente a la violencia e inseguridad que privan en el país, la iniciativa “No + Sangre” realizará el próximo lunes, 6 de junio el acto “1 Minuto X No + Sangre” con la participación de intelectuales, artistas, periodistas, caricaturistas, músicos, víctimas, y organizaciones de derechos humanos.  Cada participante expresará hasta por un minuto su punto de vista sobre la emergencia nacional que hoy sufrimos todos los mexicanos y que ha causado más de 40,000 muertos, así como decenas de miles de desaparecidos y huérfanos.  Esta es una oportunidad para reunir a los que desde hace meses y desde diversas posturas ideológicas y políticas se han venido expresando a favor de la desmilitarización y la paz, así como por el fin de la impunidad y la corrupción en México.

La cita es lunes, 6 de junio, en el Museo de la Ciudad de México, Pino Suárez No.30, Centro Histórico, a partir de las 9:45 hrs.


Con la participación de: Genaro Góngora Pimentel, Miguel Ángel Granados Chapa, Lorenzo Meyer, Lydia Cacho, Joaquín Cosío “El Cochiloco”, Bruno Bichir, Elena Poniatowska, Eduardo del Río “Rius”, Rafael Barajas “El Fisgón”, Monero Hernández, Antonio Helguera, John M. Ackerman, Pedro Miguel, Irma Eréndira Sandoval, Edgar Cortez, Rocío Culebro, Alejandro Magallanes, Epigmenio Ibarra, Ricardo Rocha, General Francisco Gallardo, Julio Hernández “Astillero”, Regina Orozco, Astrid Hadad, Poncho Figueroa, Juan Carlos Bonet, Dolores Heredia, Jesusa Rodríguez, Ofelia Medina, Laura Esquivel, Eduardo Huchim, Ana Lilia Pérez, Sanjuana Martínez, Jesús Ramírez Cuevas, Miguel Badillo, Víctor Quintana, Virgilio Caballero, Gustavo Sánchez Parra, René Jiménez Ornelas, Jesusa Cervantes, Rossana Reguillo, Carmen Cardenal, Blanca Salces, Jorge Zárate, Ana Ofelia Murguía, Alonso Arreola, Judith Calderón, Netzaí Sandoval, "Las Reinas Chulas", “Airenuevo Música”, Minerva Hernández, David Manrique, “Aurora y la Academia”, Massimo Modonesi, Alberto Betancourt, Adriana Estévez, Amilcar Sandoval, René Sánchez Galindo, Jaime López Vela, Sergio Bonilla

Javier Sicilia (mensaje), la familia Reyes Salazar, Olga Esparza (Comité de Madres de Jóvenes Desaparecidas de Juárez) y otros familiares de desaparecidos,  Nayeli Sánchez (Red por la Paz y la Justicia), Adrián Lujan (Redes Universitarias de Ciudad Juárez), Imelda Maruffo (Red Mesa de Mujeres de Ciudad Juárez), Agnieszka Raczynska (Red Todos los Derechos para Todos), Miguel Pulido (Fundar), Dolores González Saravia (SERAPAZ), Ángeles López (Centro DH Victoria Diez), Blanca Martínez (Centro DH Fray Juan de Larios), Silvano Cantú (Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de DH), Blanca Hernández (Fundación Diego Lucero), Julio Mata (AFADEM-FEDEFAM), José Marroquín (Pro Juárez), José Martínez (Comisión Independiente de DH de Morelos), Patricia Arendart (Greenpeace), Jorge de la Peña (Asistencia legal por los DH).

CONTACTOS DE PRENSA:

·         Nelly Muñohierro (04455) 27313801 nmunohierro@gmail.com
·         María Villa (04455) 91102626, maria.lampara@gmail.com